-Se auto promociona para la alcaldía, a pesar de ser nulo su trabajo y simpatía entre las bases del tricolor
Río Blanco Ver.-Cansados de ser humillados, despreciados y de ser utilizados solo cuando se les requiere con sus familias para votar por tal o cual candidato, militantes del PRI, enviaron una misiva al dirigente estatal Amadeo Flores Espinoza, para manifestar su inconformidad en contra del pseudo dirigente local Javier Rebollo Ramírez.
En la misma, los quejosos relatan que desde que asumió la “dirigencia” del PRI en Río Blanco, fiel a su costumbre Javier Rebollo, dividió aún más a la militancia, pues recordaron que de escasos 200 asistentes a su toma de protesta, 150 provenían de municipios como: Ixhuatlancillo, Mariano Escobedo y Orizaba, por lo que la convocatoria para los priístas rioblanquenses fue nula.
La misiva refiere que durante las campañas políticas para la diputación federal, el “remedo de líder”, se dedicó a ofertar paquetes de productos cárnicos y de pollo a supuestos precios módicos, cuando en realidad comercializaba como vulgar mercader.
Añaden que posterior a ello, en las precampañas a la diputación local por el nuevo distrito XXI, hacia finales del año 2015, Javier Rebollo portando mantas y propaganda, se auto destapó como aspirante al congreso en un evento del  movimiento territorial.
Magdalena Robles del seccional 3317 Indicó que desde hace tres años que asumió la dirigencia del PRI en Río Blanco, los militantes no cuentan siquiera con una oficina, donde acudir para gestionar algún trámite o servicio, pues Rebollo Ramírez, únicamente la abrió unos días, para las campañas a diputado federal y local.
“De unos días a la fecha, resulta que el señor que ahora se hace llamar el tiburón blanco, se dedica a vender pescado de dudosa calidad que trae de otros estados del país, pero obliga a la gente a comprar una membresía para poder comprar los productos del mar, ¿qué clase de ayuda es esa o a quien pretende engañar que es muy dadivoso? ¡Vaya! No tendrá oficinas pero eso sí dice que va a festejar las fiestas patrias en un salón social, ver para creer” cuestionaron los disconformes.
La carta enviada a Flores Espinoza concluye, enlistando el  indigno palmarés de derrotas que bajo el enclenque “liderazgo” de Javier Rebollo, los priístas de Río Blanco han obtenido. “¿Cómo quiere ser candidato o sueña con serlo? Si tan solo en la elección para diputado federal, operándole a su mentor y amigo, por su incapacidad política, nos mandó hasta el tercer lugar con solo 1800 votos, aparte ya lleva tres elecciones perdidas, en la de gobernador, nos enviaron gracias a él, hasta el cuarto lugar”…