Orizaba Veracruz.-La Oficina de Representación en Veracruz Sur, del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), atendió cerca de dos mil nacimientos, a partir de que inició la emergencia sanitaria por COVID-19 y hasta finales del mes de julio.

Los partos fueron registrados en el Hospital General Regional, en Orizaba, y los Hospitales Generales de Zona No. 8 en Córdoba, No. 32 en Minatitlán, No. 35 en Cosamaloapan, y No. 36 en Coatzacoalcos; entre los que se incluyen gemelos y trillizos.

Para prevenir contagios, se reforzaron las acciones de protección, medidas entre las que se incluye separar el ingreso de las embarazadas a los hospitales, del resto de los derechohabientes. 

A las pacientes en gestación con síntomas de COVID-19, se les asigna un área especial para proteger al resto de las mujeres embarazadas.

Al ser un servicio prioritario, la especialidad de ginecología y obstetricia ha ofrecido atención ininterrumpida a cientos de mujeres embarazadas que acuden a control y vigilancia, para contribuir a que los nacimientos lleguen a un feliz término, y en caso de identificar alguna sintomatología de alarma, actuar de inmediato.

Derivado de la emergencia sanitaria, en las nueve unidades hospitalarias en Veracruz, se aplican protocolos de higiene, limpieza y protección de las pacientes.

Aunado a los filtros sanitarios que se ubican en los accesos de cada hospital, se realizan acciones de sanitización a quienes ingresan a los servicios de ginecología, para evitar infecciones.

Además, se realiza limpieza exhaustiva con materiales de desinfección en los espacios físicos de consulta externa, exploración, tococirugía y quirófanos.